Los indicadores e informes gerenciales facilitan la toma de decisiones y una mejor administración en las empresas.

En el momento de tomar decisiones, es importante disponer de información actualizada, de calidad, confiable, permitiendo tomar decisiones de mejora y oportunidades de aprendizaje para nuestra empresa.

Los indicadores son claves en el rendimiento, es decir tienen que aportar información fundamental en el proceso de toma de decisiones, así que por lo tanto la empresa tiene que empezar por identificar los indicadores clave que le interesa analizar.

Otro punto a tener en cuenta es que los mismos datos se pueden analizar de distintas formas, es decir lo que para mi área en la empresa ciertos indicadores no tienen gran relevancia, para otra área pueden ser de mayor importancia; o el mismo dato para áreas de trabajo diferentes, tienen la misma importancia en toma de decisiones diferentes.

Los indicadores deben ir dirigidos a objetivos, permitiendo medir el cumplimiento de los mismos, pensados para crear estrategias enfocadas y acciones que permitan, hemos de señalar la importancia de disponer de un historial de los datos analizados, para medir la evolución, definir tendencias, ver los efectos realizados en la gestión, etc. Toda esta información nos ayudará a tomar decisiones estratégicas para nuestra empresa.

Los informes gerenciales deben ser claros, precisos, y fáciles de entender, porque entre más clara esté la información, permite la comprensión de manera más ligera y tomando decisiones basándonos en ellas.